¿Qué hacer en primavera en el jardín?

La primavera es la estación de la renovación. El frío va dando paso a días más soleados y la naturaleza se va despertando. Sin embargo, el tiempo sigue siendo bastante inestable (dependiendo de la región) y el riesgo de heladas sigue estando muy presente. Es fundamental tenerlo en cuenta para evitar que tus frutas y verduras perezcan por el frío.

En el huerto, es hora de volver a trabajar porque ahora están en juego las cosechas de los próximos meses. En la primera parte de este artículo, te daré algunos consejos para cuidar tu huerto cuadrado en primavera y en la segunda parte, te contaré el mío con fotos.

El jardín de la plaza en marzo

Lo primero que hay que hacer es limpiar. Si hay malas hierbas: sáquelas. Y si la hierba de alrededor ha crecido bien: córtala.

Deshierbar y segar alrededor de tu huerto cuadrado debería evitar que las babosas y los caracoles se instalen y se coman tus cultivos.

Una vez que todo esté limpio, puedes extender una fina capa de compost para nutrir y preparar la tierra.

A continuación, puedes empezar a sembrar rábanos, nabos y espinacas y a plantar lechugas.

¿Qué hacer en marzo en el huerto?

  • Plantar judías de recuperación si las de otoño se han congelado.
  • Aplique un buen lecho de compost maduro a los ruibarbos y espárragos establecidos. Plantar plantas jóvenes de la misma especie.
  • Sembrar perejil
  • Siembra las primeras lechugas, rábanos y guisantes en un túnel.

El huerto en plazas en abril

En abril, puedes empezar a cosechar rábanos, nabos y las primeras hojas de espinacas para airear el follaje.

Recuerde que debe sembrar los tomates en un lugar cálido (para las variedades que no se hayan sembrado ya en febrero) y las judías en campo abierto.

¿Qué hacer en abril en el huerto?

  • En los climas templados, plante las patatas con la precaución de un túnel de protección hasta mediados de mayo.
  • Plante el ajo rosa en un montículo en suelo pesado o húmedo.
  • Siembra a cubierto las coles de Bruselas, el apio, los puerros tempranos, las lechugas, las cebollas y los guisantes.

El huerto en plazas en mayo

El sol ha salido y las malas hierbas crecen rápidamente. Una vez más, deshierbe y corte lo que necesite ser cortado. Para las plantas que necesitan mucha agua, asegúrate de regarlas con regularidad, ya que las lluvias son cada vez más escasas.

Mi consejo: Ten siempre a mano una regadera llena para que el agua esté a temperatura ambiente. Siga cuidando sus distintos cultivos y plante las variedades de tomate correspondientes, así como los pimientos.

¿Qué hacer en mayo en el huerto?

  • Plantar puerros de verano
  • Después del último riesgo de heladas, los famosos «Saints de Glace», plante las hortalizas de frío: tomates, calabacines, melones, berenjenas, judías, etc.
  • Recoger los espárragos, dejando siempre 2 ó 3 brotes por planta.
  • Plante las últimas patatas a principios de mes.
  • Proteja las fresas contra las plagas (pájaros, perros, zorros y babosas) con redes y cebos.

Mi jardín cuadrado en primavera

¡Esta primavera es más que nunca sinónimo de renovación para mi huerto! Como probablemente ya sabes, este año estoy empezando desde cero a crear un nuevo jardín.

Pero como no se cambia un equipo ganador, el jardín cuadrado vuelve a tener 6 camas de cultivo, que habrá que ocupar. A principios de la primavera, los rábanos, las zanahorias y los nabos se desarrollaron muy rápidamente tras la siembra en un lecho de compost en marzo. Las temperaturas veraniegas de abril me permitieron recoger las primeras cosechas.

Ahora nos ponemos manos a la obra con la plantación de tomates, pepinillos, calabacines y otras calabazas. Muchos de vosotros me habéis hecho esta pregunta, así que aquí tenéis un inventario de las diferentes variedades

Todavía tengo dos plantas de belleza blanca y piña. Las guardo por si hay algún problema temprano con alguna de las plantas que ya están en el jardín.

Al igual que el año pasado, hice todos mis semilleros en botellas. Esta técnica se describe con detalle (entre otros consejos) en el libro de Nicolas Larzillière.

Para maximizar mi producción de tomates, reservé un espacio a lo largo del jardín para su plantación, lo que me permite ahorrar espacio en las plazas.

Todas las plantas siguen bajo plástico para protegerlas del «frío matutino» y acelerar su desarrollo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.